DAKAR 2015 - Verificaciones

Segunda jornada. Faldas cortas y dientes largos…

La segunda jornada de verificaciones técnicas y administrativas ha visto desfilar a parte de los aspirantes a la victoria. Las Honda de Barreda, Rodrigues y Gonçalves han optado por mantener un perfil bajo, mientras que los pilotos de los tres Peugeot prefieren esperar los primeros veredictos sobre la pista para manifestarse. El león aún no ha dado un zarpazo, de hecho ¡ni siquiera ha mostrado sus garras!

El sol ha vuelto a hacer acto de presencia en la capital argentina. Y aquí, como en todas partes, la cantidad de ropa que se luce es inversamente proporcional a la temperatura ambiental. Aunque se considere en ocasiones un mundo aparte, el Dakar no es ajeno a esta realidad y el Village levantado para los próximos días en el parque ferial de Tecnópolis aún menos. Por sus pasillos, los pantalones largos han dado paso a los shorts, las camisas a las camisetas y el público ha vuelto a desplazarse en masa, más si cabe que ayer, para disfrutar de la segunda jornada de verificaciones. Y no solo para echar un ojo a las minúsculas minifaldas de las azafatas que custodian los muchos stands de los patrocinadores... Los argentinos son, por encima de todo, grandes conocedores de los deportes de motor: por ello, han sido los pilotos y sus bólidos quienes han acaparado la mayoría de los flashes de las cámaras de fotos y smartphones, de manera particular los competidores que se han presentado hoy con la ambición de subirse a lo más alto del podio en poco más de dos semanas en Buenos Aires.

Los más madrugadores han podido cruzarse con uno de los protagonistas que se ha ganado por méritos propios un puesto entre los candidatos a coronarse en la categoría de camiones: Gerard De Rooy (ganador en 2012), así como uno de sus rivales, Ales Loprais, que se sentará este año en la cabina de un MAN y está decidido, “como poco, a hacer podio”. A modo de respuesta e incluso de motivación, el plusmarquista de victorias reconvertido en manager de Kamaz, Vladimir Chagin, considera que “podemos ganar, pero nada es seguro… En la salida habrá entre 10 y 15 camiones con opciones”. En lo que respecta a los motoristas, los puestos de rivales oficiales del defensor del título Marc Coma se han repartido en su mayor parte en el seno del Team HRC. Sin embargo, sus líderes, ya escaldados por las experiencias pasadas, prefieren no creerse nada y jugar la baza de la humildad, empezando por Joan Barreda, el principal coleccionista de etapas en la edición pasada, que sin embargo finalizó 7º en la general. “Estamos listos. Ahora solo queremos que arranque la carrera”, declara el líder, mientras que Helder Rodrigues (5º el año pasado) se muestra también un tanto enigmático: “hemos trabajado estupendamente y llegamos muy preparados”.

Desde hace varios meses, y de hecho es el tema que trae de cabeza a los observadores, se habla de las opciones de la casa Peugeot para imponerse en su vuelta al Dakar después de 25 años de ausencia. Tal y como adelantamos, las tres DKR 2008 alineadas este año y encomendadas a un trío de campeones difícilmente igualable, han causado sensación en Tecnópolis. En lo que respecta a sus pilotos, pese a su ardiente deseo por dar la campanada y superar de largo a los Mini, todos ellos han querido huir del triunfalismo y mostrarse prudentes. Stéphane Peterhansel, que destaca ante todo su experiencia, explica que “la presión no la sentimos nosotros, los pilotos, que conocemos el Dakar, sino más bien el resto del equipo”. Aunque confíe en una reconversión que demuestre ser tan exitosa como su carrera en motos, Cyril Despres también opta por relativizar al afirmar que “la presión la sentía cuando salía solo, en mi moto, y me enfrentaba al frío y, a veces, a la incertidumbre. Aquí, en cambio, vengo a disfrutar, a construir algo.” Un punto en el que también ha querido insistir el ganador de 2010, Carlos Sainz, cuya modestia es equiparable a su ambición, si bien trata de disimularla: “Este es un Dakar para poner a prueba el coche y trabajar”. Lo cual no impide, eso sí, que nos den una buena sorpresa, siente uno ganas de añadir…


Primera Jornada. Para gran deleite de los aficionados…

Durante la primera jornada de las verificaciones técnicas y administrativas, gran parte de los pilotos sudamericanos han podido disfrutar de la calurosa acogida de su público, con ganas de animar incluso antes de que empiecen las dos semanas de carrera previstas. Mañana, el centro de Tecnópolis estará abierto gratuitamente al público entre las 11.00 y las 22.00.

“Dakar mojado, Dakar afortunado”, se oye decir a los más optimistas por los pasillos del centro de exposiciones de Tecnópolis, donde tienen lugar las verificaciones técnicas y administrativas durante las tres jornadas. Todo el mundo tiene claro que en Buenos Aires, y prácticamente en toda Argentina, el tiempo nublado persistente y las precipitaciones en general no suelen durar demasiado tiempo en esta época del año. Es posible incluso que dentro de unos días, cuando los pilotos se enfrenten al calor asfixiante de San Juan o Chilecito, se eche de menos el fresco porteño de los primeros días del año. Hoy pilotos y equipos, algunos más abrigados que otros, acudían a los controles con un entusiasmo desbordante, en un ambiente en el que se respiraba la emoción ante la inminente carrera. La primera jornada, principalmente consagrada a los pilotos sudamericanos, ha dado ocasión a Ignacio Casale de comentar su objetivo de defender su título en la categoría quads, sin por ello restar ni un ápice de emoción a la prueba: “He realizado pocas carreras este año, pero me he preparado muy bien físicamente, por ejemplo practicando mucha bicicleta de montaña. He vuelto para ganar, pero no soy el único con ese objetivo. No voy a mencionar nombres, pero me enfrento a cinco adversarios directos serios, con una gran sed de victoria”.

Aparte de la categoría quads, en la que los latinoamericanos están ampliamente representados, los países anfitriones y sus vecinos también cuentan con bazas interesantes en motos, pese a la ausencia de su líder habitual Chaleco López, tras anunciar el fin de su carrera en motos. El relevo chileno está asegurado de la mano de Jeremías Israel que acudirá a la cita mañana junto con los demás Honda HRC. Además, la marca japonesa está también presente en una estructura del continente, con Daniel Gouet (Chi), Javier Pizzolito (Arg) y Jean De Azevedo (Bre), que han figurado en el Top 10 y cuya llegada a las verificaciones técnicas ha suscitado un gran interés. A su vez, Pablo Quintanilla, ganador del Desafío Inca en septiembre, está seguro de que a la tercera va la vencida y aspira a completar su primer Dakar, tras dos abandonos.

Las verificaciones, momento importante para los competidores, que se van proyectando cada vez más en la competición a medida que se acerca la salida, también ofrecen la ocasión a los espectadores de acudir a ver a los pilotos y compartir su reto. Además de los espectáculos organizados en el Village, las sesiones de autógrafos y las animaciones propuestas por los patrocinadores del rally, el público cuenta ahora con acceso a parte de lo que pasa entre bastidores. La preparación de la caja en la que se transportan los bártulos de los pilotos que se inscriben en la categoría de motos sin asistencia, la puesta a punto de los vehículos de la organización o el despliegue de los dispositivos para la retransmisión por televisión no guardarán ya ningún secreto para los porteños, que han acudido hoy en masa a la cita. Mañana, al igual que muchos otros, estarán impacientes por ver los Peugeot DKR 2008 de Peterhansel, Sainz y Despres, que harán su primera aparición pública, listos para la carrera.


Verificaciones: un desfile de tres días.

Desde esta mañana, empezarán a llegar los pilotos, los equipos y sus vehículos para someterse a las verificaciones técnicas y administrativas del Dakar, compuestas por un circuito de controles, que una vez completado les permitirá obtener la autorización oficial para participar en la largada del rally, prevista el domingo 4 de enero.

Para esta primera jornada, los convocados a Tecnópolis son principalmente los competidores sudamericanos. Los espectadores que acudan al Village Dakar podrán por ejemplo cruzarse con gran parte de los favoritos de la categoría quads, empezando por el vigente campeón, el chileno Ignacio Casale, así como los argentinos Luca Bonetto, Sebastián Halpern, Jeremías González Ferioli o Jorge Lacunza, el benjamín de esta 37ª edición, con 18 años recién cumplidos. Al término de las tres jornadas de verificaciones, se publicará la lista definitiva de competidores, el sábado 3 de enero, justo antes de la ceremonia del podio prevista delante de la Casa Rosada, en pleno corazón de Buenos Aires.




Tecnópolis ante la inclemencia del tiempo.

Muchos de los pilotos y equipos del Dakar conocen bien Buenos Aires y han pasado por aquí en varias ocasiones, por ejemplo en las tres primeras ediciones sudamericanas (2009, 2010 y 2011). Para la mayoría de los competidores, sean europeos o sudamericanos, se trata por tanto de un retorno a la capital argentina. Sin embargo, mañana por la mañana muchos descubrirán por primera vez Tecnópolis, una amplia feria de exposiciones, preparada por la organización para llevar a cabo las verificaciones técnicas y administrativas, así como el Village Dakar, que abrirá sus puertas mañana por la mañana a las 11h00. Desde hace dos semanas, se prepara la configuración para el Dakar, empezando por el montaje de las instalaciones necesarias. Desde ese día, los equipos técnicos han trabajado duro para montar un centro de prensa, asegurarse de que todas las oficinas cuenten con electricidad y conexión a Internet, montar gradas en un auditorio con más de 1000 plazas, colocar barreras para la circulación de vehículos y público, así como toda la señalización necesaria. En los momentos de máximo trabajo, se movilizó a 500 personas. Y el despliegue ha sido de gran envergadura, sobre todo ante las precipitaciones que han modificado un tanto el paisaje matinal y han perturbado el programa de Jean-Marc, encargado del dossier logístico de la Gran Salida: “Como es natural, debido a la tormenta se han caído algunas barreras y también han quedado dañadas muchas de las banderolas. Así que nos vemos obligado a reconstruir todo con urgencia, ¡pero ya estamos acostumbrados a adaptarnos a lo que venga! Esta lluvia nos ha hecho perder media jornada de montaje… por fortuna, contábamos con un poco de margen.”






Más información: http://www.dakar.com/



www.dakar.com.
Enero 2015.























Copyright © 2007 - KWANG 4X4 - En Internet desde Abril de 2000