CONSEJOS PARA PASAR LA ITV


Si nuestro 4X4 tiene más de cuatro años irreversiblemente nos toca pasar la ITV. y hoy vamos a conocer desde el punto de vista mecánico lo que tendremos que revisar para pasar a la primera y sin problemas la inspección técnica.

Como hay que empezar por alguna parte pues que mejor que comprobando el sistema de alumbrado, con el coche sin carga lo situaremos frente a una pared acercando el morro del coche todo lo que podamos, con un trozo de tiza trazaremos un punto que coincida con el centro de los faros, retrocederemos el vehículo en línea recta unos 7 u 8 metros y trazaremos una cruz cuyo centro sea el punto que dibujamos antes en la pared, encendemos la luz de carretera y observamos que las zonas mas brillantes del haz deben iluminar justamente por debajo de la línea horizontal de la cruz que dibujamos en la pared lo mas cerca del centro.
Podemos regular el haz de luz con los tornillos que se encuentran a los lados de los faros, deben ser dos uno para mover el faro de derecha a izquierda y otro para subirlo o bajarlo, (ojo si nuestro vehículo dispone de regulador de altura de faros en el salpicadero debemos situar este en la posición en la que los faros se encuentran más elevados.)

Obviamente se trata de un sistema de regulación de los faros casero, pero que nos puede servir para comprobar si van bien, ya que en un 4X4 se suelen desreglar con facilidad por los saltos y las vibraciones. En caso de duda lo mejor es ir a un taller de electricidad donde disponen de aparatos de regulación, (regloscopios) con luz de cruce.

Así mismo comprobaremos que funcionan correctamente las luces de población tanto delanteras como traseras, los intermitentes y las luces de freno, estas ultimas podemos ayudarnos dando la vuelta al coche, y situándolo de culo a la pared, si miramos hacia atrás a la misma vez que pisamos el freno podremos ver el reflejo en la misma.

Si nuestro coche es de gasolina no nos queda otra alternativa que pasar por el taller y que nos regulen el CO2, pues si llevamos carburadores estos se suelen desreglar con facilidad, por nuestra parte nos cercioraremos de que llevamos el filtro de aire limpio y en buen estado, esto ultimo vale también para los diesel.

No debemos pasar por alto el estado de los neumáticos, vital para nuestra seguridad. Nos fijaremos en el estado de los flancos pues un neumático agrietado o con desperfectos en sus lados, (cortes, grietas, zonas abultadas, etc.) puede ser tan peligroso o más que uno desgastado. El dibujo en la banda de rodadura debe aparecer uniforme sin desgastes aparentes en unas zonas más que en otras, esto indicaría anomalías en los reglajes de las cotas de dirección o enmascarar problemas mayores, si observamos un desgaste irregular deberemos hacer comprobar las susodichas cotas en un taller especializado. En todo caso el desgaste del dibujo no debe ser superior a 1mm.

El estado de los frenos podemos verlo a través de los agujeros de las llantas en el caso de que equipemos frenos de disco, si observamos que las pastillas se encuentran muy hundidas es señal de que están desgastadas, cuidado pues a veces con tanto vadeo, polvo y barro los indicadores de desgaste fallan y no avisan, y mas en un todoterreno, en caso de que no se vean bien podemos sacar una rueda y mirar por detrás de la pinza de freno desde donde observaremos el grosor de las pastillas que no debe ser inferior al corte que presentan en el centro las mismas y que indica el nivel de desgaste máximo. Nos fijaremos también en el estado de los latiguillos de freno, estos no deben presentar grietas, cortes o rezumar humedad.

En caso de que estén desgastadas o los latiguillos se encuentren en mal estado, podéis seguir los consejos del articulo que se publico sobre frenos delanteros, o acudir al taller de confianza para que os los cambien.

La igualdad en la frenada la podemos comprobar en una carretera sin transito, si avanzamos en línea recta a unos 50 o 60 km/h. y frenamos progresivamente,  no hace falta pegar un frenazo, soltando las manos del volante asta que el coche se detenga, este debe de seguir la trayectoria recta, si se inclina hacia un lado es por que una rueda de ese lado frena más que las otras y debemos ir al taller para que la revisen. El freno de mano también podemos revisarlo nosotros, este no debe de tener un recorrido excesivo cinco o seis puntos o clips de la carraca a lo sumo, en un sitio sin circulación y a una velocidad muy baja 6 km/h. Aprx. Podemos comprobar que es capaz de detener el coche y que a su vez frena por parejo.
( Ojo no utilizar el freno de mano a más velocidad, puede ser muy peligroso, provocando un derrape y que el vehículo quede fuera de control, ocasionando un accidente.)

Con la ayuda de otra persona, es un buen momento para hablar con el chiquillo/a, o algún amigo, comprobaremos la holgura de la dirección, para lo cual mientras nosotros nos situamos bajo la parte delantera de nuestro coche, nuestro ayudante moverá el volante un poco de un lado a otro, tendremos que observar que el movimiento se transmite a las ruedas  sin holguras fijándonos sobre todo en las rotulas o uniones que puedan tener las barras de la dirección, comprobando con detenimiento una por una,  no hace falta que el motor este en marcha, si encontramos que alguna tiene holgura, se suelen ver a simple vista, pues el movimiento del volante se pierde en la misma, nos toca cambiarla, no es difícil, pero hay que tener cuidado con la longitud de rosca que entra en la barra de dirección pues si no medimos podemos perder los reglajes de las cotas de la dirección, y si no, ya sabéis al taller, para eso están.

Ya que estamos debajo comprobaremos también la holgura en la suspensión delantera, para lo cual podemos subir el coche con el gato, y calzarlo con unos caballetes debajo de los largueros del chasis, con las ruedas en el aire podemos comprobar la holgura de los cojinetes haciendo fuerza en la rueda arriba y abajo, como queriendo arrancarla de su sitio, no debe existir holgura, si la hacemos girar manualmente no debe de oírse ningún ruido extraño.( En algunos casos las ruedas no giraran libremente, si el coche no lleva liberadores de rueda arrastraremos al girar los engranajes del diferencial delantero)
Si nuestro coche lleva ballestas tendremos que fijarnos en el estado de los casquillos de las mismas, suelen llevar tres por ballesta dos en las gemelas y uno en la punta. El estado de los amortiguadores ( que no tengan perdidas de aceite) también es importante.
En caso de detectar alguna holgura, o si tenemos algún ruido extraño y no damos con el no lo dudes tendrás que ponerte en manos de un profesional.
Si después de revisar los bajos y comprobar que la línea de escape, las trasmisiones, el deposito de combustible, etc. Se encuentran en buen estado podrás pasar la ITV. Sin problemas. No olvides lavar el motor y los bajos si estos presentan restos de aceite o suciedad en abundancia, pues siempre da mejor impresión si el coche va limpio y cuidado.


Agosto 2011.

 
Copyright © 2007 - KWANG 4X4 - En Internet desde Abril de 2000